‘Mamá, ¿dónde están los juguetes?’: la historia detrás de esta canción de Navidad

La canción ‘Mamá, ¿dónde están los juguetes?’ es una de las más cantadas en Navidad, pese a que la letra no se asemeja a la de los villancicos tradicionales.

La idea de que sea el Niño Jesús el que traiga los regalos surgió de Martín Lutero, a quien no le parecía que se utilizara la figura de San Nicolás para representar la entrega de los obsequios. Por tanto, propuso que fuera el Niño Jesús quien realizara la acción todos los 25 de diciembre, indicó.

De ahí viene la tradición de pedirle regalos al Niño Dios y esperar que los otorgue en el día de su nacimiento. Sin embargo, no todos los niños tienen el privilegio de recibir un juguete en Navidad y eso es lo que el compositor Oswaldo Oropeza quiso plasmar en su canción.

Historia de la canción ‘Mamá, ¿dónde están los juguetes?’

La canción fue escrita por Oropeza, que también estuvo detrás del icónico título ‘Faltan cinco pa’ las doce’, el cual suele sonar todos los 31 de diciembre a las 11:55 de la noche para indicar que está a punto de comenzar un nuevo año.

La intérprete del peculiar villancico, que se convirtió en un éxito en 1962, se llama Raquel Castaños, una cantante y actriz venezolana que tenía unos cinco o seis años cuando grabó la canción. “Yo le preguntaba a mi mamá por qué lo tenía que hacer; me daban ganas de llorar y no quería cantarla”, le dijo la mujer hace dos años.

El villancico se trata de una niña que está triste porque el Niño Jesús no le trajo regalos de Navidad, a lo que la mamá le responde que quizás no vio su carta porque hizo algo malo. Sin embargo, el trasfondo de la melodía es que la mujer no tiene los recursos para comprarle obsequios a su hija.

En un artículo escrito por Castaños en Soho, ella explicó que durante la grabación del video tenía que “parecer una niña muy humilde”, pero sus zapatos no daban esa impresión, por lo que el equipo los rompió para que lucieran “desgastados y viejos”, lo que impactó a la cantante.

Aunque en el momento en que salió la pista Venezuela no se encontraba en una época de pobreza, la intérprete afirmó en La FM que “actualmente esta canción sí es para todo el país” porque hay muchos niños que no tienen la oportunidad de recibir juguetes o comida en Navidad (que tiene unas medidas especiales este año en Bogotá).

Pese a tratarse de una canción con una letra triste, Castaños se siente agradecida por lo lejos que ha llegado la melodía y el éxito que tiene en Colombia, incluso cuando han pasado más de 50 años desde que salió. “Me satisface mucho que la canción haya tenido tanto éxito y haya llegado a tantos países a pesar de que es una canción muy afligida”, agregó la cantante al medio mencionado.